24 de mayo de 2010

Escapada improvisada

El pasado Sábado Clara me llamó bastante alegre, comentando que por un camino cercano a casa de sus padres había visto una pareja de pájaros muy chulos que quería que yo viese, así que lleno de ilusión cogí mi cámara y de nuevo en su Ford Ka me llevó al precioso campo de montaña para ver si revelábamos el misterio. Cuando llegamos al punto dónde fueron avistados, esa pareja de pájaros ya no se encontraba en el poste de luz que Clara me señaló, nos desilusionamos un poco pero justo cuando nos dirigíamos de nuevo al coche para marcharnos volvieron a aparecer. No tardé en identificar las preciosas formas y colores de mi primera pareja de Abejarucos (Merops Apiaster). Estas son las fotos de nuestro bimbo del Sábado:


Pero no sólo vimos Abejarucos, en uno de los postes que había por allí vimos varios gorriones comunes (Passer domesticus) rondando por los orificios en las paredes, y no tardamos en adivinar que estaban suministrando comida y material a algunos nidos que estaban ubicados dentro:




Abrazos fieros para todos.

3 comentarios:

Laura dijo...

Son unas fotos preciosas.
La que más me gusta es l última, es una monadaaa!! :)

Sanchete dijo...

Muchísimas gracias Laura!

locasita dijo...

A mí también, la última foto es una monada!! Besotes!